lunes, 30 de noviembre de 2020

Rosquillas de leche condensada

 Unas rosquillas distintas a las de toda la vida,  pero no por ello menos ricas y también muy fáciles.

Empezamos una época en la que los dulces estarán presentes en nuestras mesas todos los días y las rosquillas merecen unirse a estas celebraciones y acompañar a polvorones y hojaldrinas.


Ingredientes 

  • 3 huevos XL (ó 4 M )
  • 560 gr. de harina + harina  para amasar
  • 1 sobre de levadura Royal 
  • 200 gr. de leche  condensada
  • 100 ml. de licor de anís 
  • 40 gr. de azúcar 
  • Una pizca de sal
  • Ralladura de 1 limón 
  • Aceite de girasol para freir 
  • Azúcar para rebozar las rosquillas fritas 

Preparación 

Batimos ligeramente los huevos con el azúcar y una pizca de sal.
Añadimos la leche condensada y batimos hasta integrar.
Incorporamos la ralladura de limón y el anís, mezclamos.
Añadimos la harina tamizada con la levadura, mezclamos y amasamos sobre una mesa enharinada.
Formamos una bola con la masa, tapamos y dejamos reposar durante 5-10 minutos.
Para hacer las rosquillas cogemos porciones de masa, hacemos unos rulos y unimos los extremos formando las rosquillas.


Procuraremos que sean todas de un tamaño parecido, aunque el encanto de las rosquillas es que no sean iguales.
Calentamos bastante aceite ( suficiente para que las rosquillas floten ) en una sartén y 
freímos las rosquillas hasta que estén doraditas.
Sacamos y dejamos sobre papel de cocina para que pierdan el exceso de aceite.  Rebozamos con azúcar.

Debemos esperar a que estén frías para poder saborearlas.
Guardadas en una caja de lata aguantan bien varios días.



Y una pizca de cariño. 
Xiana 



lunes, 23 de noviembre de 2020

Besuguitos al horno

 Cuando la materia prima es buena pocos complementos necesita y en este caso los besuguitos,  de peixeria Tom, son de una calidad excelente.

Y quedaron tan ricos, jugosos y sabrosos que es un plato para hacer fiesta.


Ingredientes 

  • 2 besuguitos (400gr. aprox. c/u )
  • 2 ó 3 patatas
  • 2 remitas de perejil 
  • 2 dientes de ajo 
  • Sal
  • 100 ml. de vino blanco  verdejo
  • 100 ml. de aceite de oliva virgen extra 
  • Aceite para freir las patatas 

Preparación 

Limpiar los besugos de vísceras y escamas o pedir al pescadero que los limpie.
Cortar las patatas en rodajas finas y freír ligeramente.
Colocar las patatas en el fondo de una fuente de horno.
Picar menuditos los ajos y el perejil.
Salar el pescado y rebozar con la picada de ajo-perejil.
Poner los besuguitos encima de las patatas y rociar con el vino y el aceite.
Hornear, en horno precalentado a 180°, durante 30-35 minutos.
Servir enseguida y a disfrutar del sabor de este exquisito pescado.



Y una pizca de cariño. 
Xiana 

lunes, 16 de noviembre de 2020

TARTA DE REQUESON TRADICIONAL

 Esta es una receta sencilla, de las de antes, cuando todo era más simple y se disfrutaba de los postres porque no se podían hacer cada día.

No por ser sencilla es menos rica, os aseguro que tiene una textura y un sabor exquisitos.

Desde hoy será mi tarta base para adornar con siropes o con frutas

Esta tarta la he acompañado con miel por seguir la tradición, en Galicia el requesón se suele tomar con miel.

Ingredientes

  • 300 ml. de leche
  • 3 huevos XL
  • 160 gr. de azúcar
  • 500 gr. de requesón
  • 75 gr. de harina
  • Miel para acompañar 

Preparación

Batimos los huevos con el azúcar hasta que aumenten de tamaño.
Añadimos la leche y el requesón y batimos hasta integrar.
Finalmente añadimos la harina y volvemos a batir hasta que no queden grumos.
Forramos un molde desmontable con papel de horno y vertemos la mezcla.
Horneamos, en horno precalentado a 200 ,durante 30-35 minutos.Pinchamos con una brocheta para ver si está cocido el interior.
Apagamos el horno y dejamos la tarta en el interior, con la puerta entreabierta, hasta que se temple. Asi evitamos los cambios bruscos de temperatura y no se apelmaza.
Servimos acompañada con miel, para mi el complemento perfecto.
También podemos cubrirla con mermelada o con frutos rojos.





Y una pizca de cariño.
Xiana


lunes, 9 de noviembre de 2020

Tarta de almendras a la portuguesa

 La repostería portuguesa es de sobra conocida por sus ricos dulces y en esta ocasión tampoco defrauda.

Es una tarta con buena presencia y un interior riquísimo.

Es muy fácil de hacer y con un resultado de 10.




 




Ingredientes 

Para el bizcocho 

  • 200 gr. de harina 
  • 150 gr. de azúcar 
  • 75 gr. de mantequilla 
  • 1 cucharadita de levadura Royal 
  • 3 huevos 
  • Ralladura de 1 limón 

Para la cobertura 

  • 50 gr. de azúcar 
  • 75 gr. de mantequilla 
  • 50 ml. de leche 
  • 150 gr. de almendras ( en cuadraditos o fileteada)

Preparación 

Batimos los huevos con el azúcar.
Añadimos la ralladura de limón.
Incorporamos la mantequilla en pomada y batimos.
Tapizamos la harina con la levadura y añadimos a los líquidos, batimos hasta integrar.
Cubrimos un molde con papel sulfurizado y vertemos la mezcla alisando la superficie con una espátula.
Horneamos en horno precalentado a 180° durante 15-20 minutos. 
Mientras se cuece el bizcocho preparamos la cobertura. 
Ponemos en un cazo la mantequilla con el azúcar y la leche. Calentamos hasta que se disuelva el azúcar.
Añadimos la almendra y mezclamos. Reservamos.
Cuando haya pasado el tiempo de horneado el bizcocho habrá subido, lo retiramos del horno y repartimos la mezcla de almendra por toda la superficie.
Volvemos a hornear durante 15-20 minutos  hasta que la cobertura esté tostada.
Retiramos y dejamos enfriar antes de desmoldar.




Y una pizca de cariño. 
Xiana 


lunes, 2 de noviembre de 2020

Pan de leche en molde

 Un sabroso pan de leche cocido en molde para que no pierda la forma. 

Un pan riquísimo,  con textura de brioche, esponjoso y denso a la vez. 

Perfecto para unas tostadas con mermelada casera o para unas ricas torrijas si lo dejamos reposar 2 días.




Ingredientes 

  • 500 gr. de harina de fuerza 
  • 1 huevo XL
  • 250 ml. de leche ( yo semidesnatada)
  • 20 gr. de levadura  fresca de panadero 
  • 50 gr. de mantequilla fundida
  • 1 cucharadita de sal 
  • 1 cucharadita de azúcar 

Preparación 

Ponemos en un bol la harina, la levadura desmenuzada y el azúcar.
Añadimos el huevo batido,  la leche templada, la mantequilla fundida y la sal.
Mezclamos y amasamos hasta que la masa sea elástica y manejable.
Ponemos la masa en un bol, tapamos y dejamos levar hasta que doble su tamaño, más o menos una hora.
Volcamos la masa en la encimera y desgasificamos.
Dividimos en dos partes y damos forma de barras alargadas.
Forramos dos moldes alargados con papel sulfurizado y ponemos dentro las barras de masa.
Cubrimos con un paño y esperamos hasta que vuelva a levar, media hora aproximadamente.
Antes de meter al horno hacemos unos cortes en la superficie y pincelamos con leche.
Horneamos, en horno precalentado a 200°, durante 20-25 minutos hasta que la superficie este dorada. Apagamos el horno y dejamos el pan dentro 5 minutos más. 
Sacamos y ponemos sobre una rejilla hasta que enfríe totalmente.
Para tomar pan tostado con mermelada, tomate, mantequilla......... sólo tenemos que esperar a que enfríe para cortarlo fácilmente. 
Para hacer torrijas es conveniente que esperemos 2 días para que se asiente. 





Y una pizca de cariño 
Xiana 

lunes, 26 de octubre de 2020

Tarta Tatín de melocotón en almibar

 Cuenta la historia que esta tarta es fruto de un error que las hermanas Tatín cometieron al cocer demasiado la fruta y para no perderla pusieron la masa encima y la hornearon. Después la volcaron y el resultado fue la tarta Tatín, típica de la cocina francesa.

Ingredientes 

  • 1 lámina redonda de hojaldre 
  • 1 bote grande de melocotones en almíbar 
  • 120 gr. de azúcar 
  • 1 cucharadita de azúcar  vainillado 
  • 60 gr. de mantequilla 

Preparación 

Ponemos el azúcar y el azúcar vainillado en un recipiente de fondo grueso y hacemos el caramelo a fuego medio.
Cuando tengamos el caramelo, bajamos el fuego al mínimo, añadimos la mantequilla y mezclamos hasta que la mezcla sea cremosa.
Volcamos el caramelo en el molde donde vayamos a hacer la tarta y distribuimos por todo el fondo.
Escurrimos los melocotones y colocamos encima del caramelo con la parte curva hacia abajo para que al desmoldar quede una presentación bonita.
Cubrimos los melocotones con la lámina de hojaldre, remetiendo los bordes y acomodando sobre la fruta presionando ligeramente. 
Pinchamos todo el hojaldre con un tenedor.
Horneamos, en horno precalentado a 200°, durante 40-45 minutos, hasta que veamos toda la superficie doradita.
Retiramos del horno y desmoldamos cuando aún esté caliente, aproximadamente en 15 minutos. Si dejamos enfriar no podremos desmoldar porque el caramelo quedará pegado.
Servimos la tarta templada o fría, acompañada de helado de vainilla, nata montada o yogur griego como en este caso.





Y una pizca de cariño 
Xiana

lunes, 19 de octubre de 2020

Madalenas de nata con frambuesas

 Unas clásicas madalenas, con el interior jugoso y aromático y el plus de sabor de las frambuesas. Como siempre que añadimos fruta hacemos una receta enriquecida y más sabrosa.

La sorpresa que estas madalenas esconden es que el molde es comestible, por lo tanto podemos decir que están tan ricas que nos comemos hasta el papel.


Ingredientes 

  • 12 cápsulas de madalenas 
  • 3 huevos 
  • 180 gr. de azúcar 
  • 1 cucharadita de azúcar  vainillado 
  • 80 ml. de nata 35% MG
  • 180 ml. de aceite de girasol 
  • 1 sobre doble de gaseosas El Tigre ( o 1 sobre de levadura Royal)
  • 220 gr. de harina 
  • Ralladura de 1 limón 
  • 1 barqueta  de frambuesas 
  • 1 pizca de sal 
  • Azúcar para espolvorear 

Preparación 

Mezclamos la harina con la sal y los sobres de gaseosas. Tamizamos y reservamos.

Ponemos en un bol los huevos con los dos azúcares y batimos hasta que doblen el volumen.

Añadimos la nata y batimos.

Incorporamos el aceite y mezclamos.

Añadimos la harina de dos veces y mezclamos hasta integrar con cuidado cada vez.

Ponemos la masa en un bol, tapamos y refrigeramos un mínimo de 4 horas y mejor hasta el día siguiente.

Ponemos los moldes en la bandeja de madalenas, sacamos la masa de la nevera y llenamos cada molde hasta 3/4 de su capacidad.

Ponemos 2 ó 3 frambuesas en cada madalena y espolvoreamos con azúcar.

Horneamos, en horno precalentado a 200°, durante 25-30 minutos hasta que veamos el copete dorado o comprobamos el punto de cocción con una brocheta.

Retiramos y dejamos enfriar sobre una rejilla.

Estas son las cápsulas comestibles que encontré en @almascupcakes.


Y una pizca de cariño 

Xiana 

lunes, 12 de octubre de 2020

Pasta con mejillones

Feliz día del Pilar a todas las que hoy celebran su santo. 

Y aprovechando que es fiesta hoy tenemos un plato que bien podía ser de celebración y seguro que triunfamos, porque la pasta gusta a casi todos y con esta salsa está riquísima.

Ingredientes 

  • 400 gr. de pasta corta ( puede ser otra que os guste)
  • 2 kg. de mejillones 
  • 1 hoja de laurel 
  • 1/2 vaso de vino blanco ( 100 ml.)
  • 1/2 cebolla 
  • 2 cucharadas de harina 
  • 1 cucharadita de pimentón dulce 
  • 300 ml. de líquido de cocción de los mejillones (o caldo de pescado)
  • 1 cucharadita de perejil  picado 
  • Queso parmesano rallado (opcional)
  • Aceite de oliva virgen extra 

Preparación 

Lavamos y ponemos a cocer los mejillones con medio vaso de vino blanco, una hoja de laurel y sal.
En cuanto se abran retiramos, colamos el líquido que hayan soltado y retiramos las conchas. Reservamos.
En una sartén ponemos aceite y pochamos la cebolla picadita.
Añadimos la harina y rehogamos.
Incorporamos el pimentón, damos una vuelta y añadimos el líquido de cocción de los mejillones.
Mezclamos bien y llevamos a ebullición sin dejar de remover.
Añadimos los mejillones y dejamos que todo el conjunto dé un hervor.
Cocemos la pasta según las instrucciones del fabricante.
Escurrimos y mezclamos con la salsa de mejillones.
Espolvoreamos con perejil picado y servimos.




Si os gusta podéis añadir una cucharadita de queso rallado, yo le puse, pero hay a quien no le gusta con el marisco. 
Si tenemos los mejillones, pero no hemos guardado el líquido de cocción podemos sustituirlo por caldo de pescado (puede ser de pastilla).



lunes, 5 de octubre de 2020

Flan de queso

El flan es un postre habitual en nuestras cocinas porque gusta a todos.

Esta vez hemos añadido queso y convertimos un flan rico en más rico todavía.

Además resulta que es fácil y con ingredientes básicos, así que no hay disculpa para no hacerlo.




 



Ingredientes 

  • 1/2 l. de leche entera ó semi
  • 4 huevos 
  • 120 gr. de azúcar 
  • 200 gr. de queso crema Filadelfia 
  • 2 cucharadas de extracto de vainilla 

Para el caramelo 

  • 130 gr. de azúcar 
  • 2 cucharadas de agua 

Preparación 

Para hacer el caramelo, ponemos el azúcar y el agua en un cazo a fuego medio hasta que se forme un caramelo dorado claro.
A continuación bañamos el fondo y los laterales de un molde alargado y reservamos.
Precalentamos el horno a 180°.
Ponemos un molde, en el que quepa el molde caramelizado, con dos dedos de agua caliente dentro del horno.
En un bol batimos los huevos con el azúcar y el queso hasta que la mezcla sea homogénea.
Añadimos la leche y la vainilla y mezclamos hasta integrar.
Volcamos la mezcla en el molde caramelizado, introducimos dentro del molde con agua caliente y horneamos durante 50-60, minutos hasta que veamos la mezcla cuajada.
Retiramos del baño maría y cuando enfríe introducimos en la nevera un mínimo de 4 horas, pero mejor hasta el día siguiente.
Podemos acompañar este flan con fruta, helado o yogurt griego, como en este caso, de cualquier forma estará exquisito.



Y una pizca de cariño 
Xiana 

lunes, 28 de septiembre de 2020

Lenguadina Meunière

 Aunque la receta tradicional está hecha con lenguado, con lenguadinas o gallos también queda exquisita y un poco más asequible.

Como he dicho antes es una receta tradicional de nuestros vecinos del Norte, cuyo nombre significa "a la molinera" por la harina que se utiliza.

Es una elaboración sencilla y que no necesita más, porque cuando la materia prima es buena no es necesario complicarse.




Ingredientes 

  • 4 lenguadinas medianas limpias ( 1 por persona )
  • 150 gr. de mantequilla 
  • Zumo de 1 limón 
  • 3 cucharadas de alcaparras 
  • 3 o 4 patatas ( según tamaño)
  • Harina de trigo 
  • Pimienta negra 
  • Sal

Preparación 

Salpimentamos el pescado y reservamos.
Cocemos las patatas sin pelar en agua con sal.
Cuando estén cocidas, pelamos,  cortamos en rodajas y ponemos en una fuente.
Pasamos las lenguadinas por harina y sacudimos para que caiga el sobrante.
Ponemos la mitad de la mantequilla en una sartén a fuego suave hasta que esté derretida y colocamos las lenguadinas.
Subimos la temperatura y cocinamos durante 3 o 4 minutos por cada lado.
Retiramos de la sartén y ponemos el pescado sobre las patatas.
Añadimos el resto de mantequilla a la sartén y derretimos a fuego bajo.
Retiramos del fuego durante 2 minutos y añadimos las alcaparras y el zumo de limón.
Volvemos a poner al fuego y cocemos durante 3 minutos aproximadamente.
Vertemos la salsa encima del pescado procurando que caiga también encima de las patatas.
Servimos recién hecho.





La cantidad de mantequilla puede variar, depende de la cantidad de salsa meuniere que queramos obtener.


Y una pizca de cariño 
Xiana 

lunes, 21 de septiembre de 2020

Cake de fruta deshidratada

 Esta vez usamos fruta deshidratada para hacer un cake y verdaderamente queda muy rico, con el punto "crunch" de las frutas y la suavidad de la miga.

Ingredientes 

  • 200 gr. de harina de trigo 
  • 100 gr. de harina de maíz ( o maizena)
  • 3 huevos  XL
  • 1 copa de anís ( 50 ml. )
  • 170 gr. de mantequilla 
  • 1 sobre de levadura Royal 
  • 150 gr. de azúcar 
  • 1/4 cucharadita de sal 
  • 1/2 paquete de fruta deshidratada (100gr. )

Para el glaseado 

  • 100 gr. de azúcar glas
  • 2 cucharadas de agua

Preparación 

Debemos tener la mantequilla a temperatura ambiente para que tenga el punto de pomada.
Batimos la mantequilla con el azúcar hasta que la mezcla este cremosa.
Añadimos los huevos, de uno en uno, integrando bien antes de añadir al siguiente.
Tamizamos las harinas con la sal y la levadura y añadimos.
Incorporamos el anís a la mezcla hasta que sea homogénea.
Añadimos las frutas, dejando alguna para la terminación, y mezclamos para que se repartan de forma uniforme por toda la masa.
Forramos un molde de cake con papel de horno o pulverizamos con spray desmoldante y vertemos la mezcla.
Horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 40-50 minutos. 
Si la superficie se dora mucho cubrimos con papel de aluminio durante los últimos minutos hasta finalizar la cocción.
Retiramos del horno, dejamos templar y desmoldamos.
Dejamos sobre una rejilla hasta que se enfríe totalmente.
Servimos con glaseado y las frutas reservadas o espolvoreado con azúcar glas.





Y una pizca de cariño 
Xiana 

lunes, 14 de septiembre de 2020

Parmesana de calabacín

 La parmesana de calabacín es un plato típico italiano que, como tantos otros, hemos incorporado a nuestra cocina. 

Al fin y al cabo, tanto la cocina italiana como la española,  mediterráneas ambas, usan casi los mismos ingredientes, aunque hay que reconocer que los italianos le dan un toque especial que nos gusta mucho.







Ingredientes 

  • 3 ó 4 calabacines 
  • 1 bote de tomate natural triturado ( 800 gr. )
  • 200 gr. de queso parmesano rallado 
  • 10--12 lonchas de mozzarella
  • Sal
  • Pimienta negra 
  • Aceite de oliva virgen extra 
  • Hojas de albahaca  ( opcional,  yo no le puse )

Preparación 

Hacemos la salsa de tomate poniendo un chorrito de aceite en una sartén, añadimos el tomate triturado, sal y pimienta y cocinamos durante 20 minutos. Revolvemos de vez en cuando para que  no se pegue.
Retiramos y añadimos albahaca troceada. (Yo no le puse porque  no gusta mucho a mis comensales)
Lavamos los calabacines y sin pelar cortamos a lo largo en láminas de medio centímetro.
Doramos el calabacín, vuelta y vuelta, en en una plancha con unas gotas de aceite.
No es necesario que se haga del todo porque terminará de cocerse en el horno.
En el fondo de una fuente de horno ponemos dos o tres cucharadas de salsa de tomate.
A continuación ponemos una capa de calabacín, otra de salsa de tomate y otra de lonchas de mozzarella. Repetimos la operación hasta llenar la fuente o terminar los ingredientes y finalizamos con el parmesano rallado.
Metemos en el horno, precalentado a 180°, hasta que el queso se gratine.
Dejamos reposar 10 minutos y servimos la parmesana de calabacín con un buen trozo de pan para mojar la salsa.




Y una pizca de cariño 
Xiana 

lunes, 7 de septiembre de 2020

Tortilla de patatas rellena

 La tortilla de patatas es uno de los platos estrella de la cocina española, con cebolla o sin cebolla, según el gusto de cada uno. 

Hoy la hacemos un poco más rica, si cabe, añadiendole fiambre de pavo y queso en su interior.








Ingredientes 

Para la tortilla:

  • 2 ó 3 patatas 
  • 1 cebolla mediana 
  • 4 huevos 
  • Aceite de oliva virgen extra 
  • Sal

Para el relleno:

  • 4 ó 5 lonchas de fiambre de pavo 
  • 4 ó 5 lonchas de queso de cabra 

Preparación 

Pelamos y cortamos las patatas y la cebolla en trocitos finos. Salamos ligeramente ya que relleno le aportará sabor.
Freímos las patatas y la cebolla en abundante aceite a fuego lento. Deben ablandarse sin dorarse.
Cuando el conjunto esté blandito escurrimos bien el aceite. 
Batimos los huevos en un bol, añadimos las patatas con cebolla y mezclamos bien hasta que el conjunto este integrado.
Ponemos una cucharada de aceite en la sartén y cuando esté caliente volcamos la mitad de la mezcla de huevos y patatas.
Repartimos encima las lonchas de queso y pavo cubriendo toda la superficie.
Cubrimos con la otra mitad de la mezcla de huevos y patatas.
Cuajamos y volteamos como si fuese una tortilla clásica.
Servimos caliente y a disfrutar de esta tortilla que al partirla veremos asomar el queso fundido.
Una verdadera ricura, no dejéis de probarla.

En este caso he rellenado la tortilla con fiambre de pavo y queso de cabra, pero podemos hacerlo con cualquier otro fiambre o queso que nos guste o que tengamos en la nevera.








Y una pizca de cariño 
Xiana 





lunes, 31 de agosto de 2020

Helado de arándanos

 Después de un merecido y largo descanso estoy de vuelta con renovada energía y con una receta de un sabroso helado de arándanos, que he tomado prestada de @maytegutierrez.

Un helado exquisito, cremoso, sabroso y no me negaréis que tiene un color llamativo. 

Además es tan fácil que solo queda disfrutar de las sensaciones de este helado.



Ingredientes 

  • 375 gr. de yogur griego natural sin azúcar 
  • 125 gr. de arándanos 
  • 125 gr. de azúcar 
  • Zumo de 1 limón 
  • 1 pizca de sal

Preparación 


Cocemos a fuego suave los arándanos con el zumo de limón, la pizca de sal y el azúcar, durante 10-15 minutos, hasta que los arándanos empiezan a deshacerse y el líquido empieza a reducir.
Retiramos y dejamos enfriar.
Mezclamos bien los arándanos y su jugo con el yogur.
Volcamos en un recipiente con tapa y congelamos entre 2 y 3 horas.
Para que al servir nos quede cremoso, debemos retirar del congelador al menos media hora antes.
Espero que os guste tanto como a mí, me pareció exquisito.






Y una pizca de cariño 
Xiana

lunes, 20 de julio de 2020

Tarta de ruibarbo

El ruibarbo no es una fruta y tampoco es una verdura, podríamos decir que tiene aspecto de verdura y sabor de fruta.
Solo son comestibles los tallos, sus hojas son tóxicas porque tienen gran cantidad de ácido oxálico.
Se recolecta en primavera y no es fácil de conseguir en los mercados.
Yo he tenido la suerte que donde resido ahora temporalmente se da bien en la huerta y una amiga me ha regalado unos tallos con los que hice mermelada y esta tarta.
El ruibarbo se puede congelar y así tendremos esta fruta-verdura durante gran parte del año.



Ingredientes


  • 4 ó 5 tallos de ruibarbo ( 300 gr. )
  • 150 gr. de azúcar

Para la crema

  • 2 huevos
  • 140 gr. de azúcar
  • 200 ml. de nata
  • 1 cucharada de azúcar vainillado
  • 2 cucharadas de maicena
  • 1 cucharada de harina
  • 1 lámina de masa brisa

Preparación

Lavamos y cortamos los tallos del ruibarbo en rodajitas.
Ponemos en un bol con 100 gramos de azúcar y dejamos macerar durante al menos una hora a temperatura ambiente.
Para hacer la crema batimos los huevos con el azúcar hasta que blanqueen.
Añadimos la nata, el azúcar vainillado, la maicena y la harina y batimos hasta integrar.
Ponemos la masa brisa en un molde redondo de quiche, cubriendo fondo y paredes.
Pinchamos el fondo varias veces con un tenedor.
Vertemos la crema y horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 10 minutos.
Pasado ese tiempo sacamos del horno y añadimos el ruibarbo macerado con el jugo que haya soltado y horneamos durante 30-35 minutos, hasta que veamos que la superficie está bien dorada.
Sacamos y enfriamos sobre una rejilla. 
Demoldamos cuando se haya enfriado.



Y una pizca de cariño.
Xiana.

lunes, 6 de julio de 2020

Bizcocho jirafa

Un bizcocho muy fácil con un resultado sorprendente y divertido.
No sabemos cómo va a quedar hasta que lo abrimos y "voila ", nos encontramos con un bizcocho de dos colores muy diferenciados y tan preciosos que seguro nos provoca una sonrisa.
Es importante que las yemas sea muy amarillas para que contrasten los colores.


Ingredientes


  • Cacao en polvo sin azúcar ( Valor )

Para la capa blanca

  • 5 claras de huevo
  • 80 gr. de azúcar
  • 50 ml. de leche
  • 50 ml. de aceite de girasol
  • 100 gr. de harina
  • 50 gr. de harina de almendras
  • 1/2 sobre de levadura Royal

Para la capa amarilla

  • 5 yemas de huevo
  • 80 gr. de azúcar
  • 50 ml. de leche
  • 50 ml. de aceite de girasol
  • 130 gr. de harina
  • 1/2 sobre de levadura Royal

Preparación

Para la capa blanca:
Mezclamos la harina con la almendra molida y la levadura. Reservamos.
Batimos las claras de huevo con el azúcar hasta que estén casi montadas.
Añadimos la leche y el aceite en hilo y batimos hasta integrar.
Incorporamos la mezcla de harina poco a poco y reservamos.

Para la capa amarilla:
Mezclamos la harina y la levadura. Reservamos.
Batimos las yemas con el azúcar hasta que blanqueen.
Añadimos la leche y el aceite en hilo e integramos.
Finalmente añadimos la harina en varias tandas. Reservamos.

Encamisamos un molde de corona con mantequilla y harina o rociamos con spray desmoldante.
Vertemos la mitad de la mezcla amarilla y con un colador espolvoreamos cacao en polvo cubriendo la masa.
A continuación vertemos la mitad de la mezcla blanca y espolvoreamos cacao en la superficie.
Repetimos otras dos veces con las masas restantes.
Horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 40-45 minutos.
Dejamos templar y desmoldamos.
Enfriaremos totalmente sobre una rejilla.
Dejémonos sorprender por el corte y a disfrutar.



Y una pizca de cariño
Xiana


lunes, 29 de junio de 2020

Costillas horneadas a la cerveza

Una receta muy, muy fácil para disfrutar de una carne muy sabrosa.
Un acompañamiento perfecto son unas patatas asadas al mismo tiempo que la carne.
Pero también podemos acompañarla con unas verduras horneadas.


Ingredientes


  • 1 kg. de costillas de cerdo
  • 200 ml. de aceite de oliva virgen extra
  • 1/2 cucharadita de ajo en polvo
  • 1/2 cucharadita de romero seco
  • 1/2 cucharadita de tomillo seco
  • 1/2 cucharadita de pimentón dulce
  • 1 lata de cerveza ( 333 ml. )
  • Sal
  • Pimienta
  • Patatas al gusto para la guarnición


Preparación

Hacemos el adobo mezclando el aceite con el ajo, el romero, el tomillo y el pimentón. Reservamos.
Cortamos las costillas en dos o tres trozos ( podemos pedir al carnicero que la trocee ).
Salpimentamos la carne por todos los lados.
Con una brocha de cocina pincelamos toda la costilla con el adobo de hierbas y aceite y ponemos en una fuente de horno.
Reservamos un poco de adobo para las patatas.
Dejamos la carne tapada y fuera del frigo durante una hora por lo menos para que absorba bien los sabores.
Añadimos las patatas troceadas y adobadas.
Precalentamos el horno a 190°.
Incorporamos 1/3 de la lata de cerveza a la fuente de la carne y horneamos durante 2 horas aproximadamente.
Durante el tiempo de horneado daremos la vuelta a la carne dos o tres veces y vamos añadiendo la cerveza restante.
Cuando la carne esté blandita y dorada las patatas también estarán en su punto
 ( en mi horno 2 horas aproximadamente ). Retiramos y servimos.




Y una pizca de cariño.
Xiana