lunes, 2 de diciembre de 2019

Lombarda a la segoviana

Hoy tenemos una receta vegetariana con una verdura típica de estas fechas.
Con esta preparación seguro que sorprendes a tus comensales.
Resulta muy agradable la mezcla de sabores y texturas.


Ingredientes


  • 1 lombarda
  • 1 manzana
  • 50 gr. de pasas
  • 50 gr. de nueces peladas
  • 2 dientes de ajo
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • 100 ml. de vino blanco
  • Perejil
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal

Preparación

Ponemos agua con sal en una cazuela, cuando empiece a cocer añadimos la lombarda cortada en tiras finas y cocemos durante 10-15 minutos.
Escurrimos y reservamos.
Remojamos las pasas en el vino durante 10 minutos. 
Tostamos las nueces en una sartén sin aceite. Retiramos.
En la misma sartén ponemos aceite y doramos los dientes de ajo en láminas.
Añadimos el pimentón, rehogamos y añadimos las pasas y el vino.
Cocemos el conjunto durante un minuto. 
Incorporamos las nueces.
En otra sartén sin aceite salteamos la lombarda. Cuando pierda el agua añadimos un chorro de aceite y un poco de vinagre y mezclamos.
Ponemos la lombarda en una fuente y añadimos el sofrito.
Cortamos la manzana en bastoncitos, mezclamos con el perejil picado, ponemos encima de la lombarda y servimos.
La receta original lleva piñones que sustituí por nueces y que igual ha sido un resultado exitoso.





Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 25 de noviembre de 2019

Pastel de pera

En este prematuro y frío invierno apetece a media tarde un café calentito y un pedazo de pastel.
El pastel de pera es jugoso y sabroso y nos reconforta en cualquier momento del día.


Ingredientes


  • 2 peras grandes ( aprox. 500 gr. )
  • 170 gr. de panela
  • 50 gr. de azúcar moreno
  • 2 huevos
  • 2 cucharadas de ron
  • 1 sobre de levadura Royal
  • 225 gr. de harina
  • 120 gr. de mantequilla
  • 100 gr. de leche
  • Zumo de 1 limón
  • Azúcar glas para la terminación

Preparación

Lavamos y secamos las peras. Sin pelar, cortamos el tallo y la base, partimos a la mitad y retiramos el corazón con una cucharilla. 
Cortamos las peras en rodajas finas y ponemos en un bol. 
Añadimos el zumo de limón, 40 gramos de azúcar moreno y el ron. Mezclamos y reservamos.
Batimos la panela con la mantequilla blandita.
Añadimos los huevos de uno en uno hasta integrar.
Agregamos la harina y la levadura y mezclamos hasta integrar.
Añadimos la leche y batimos hasta obtener una mezcla homogénea. 
Mezclamos dos tercios de las peras con la masa, revolvemos hasta que se repartan bien.
Encamisamos un molde o forramos con papel sulfurizado y vertemos la masa.
Ponemos en la superficie de forma ordenada el tercio de las peras que nos queda. 
Espolvoreamos el azúcar moreno restante por toda la superficie.
Horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 45-50 minutos.
Comprobamos el punto de cocción pinchando en el centro con una brocheta si sale húmeda horneamos unos minutos más.
Dejamos enfriar el pastel antes de desmoldar.
Antes de servir espolvoreamos con azúcar glas.




Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 18 de noviembre de 2019

Galletas de manteca de cerdo

La manteca de cerdo es una grasa que siempre se ha usado en repostería, pero ahora no está de moda porque es muy calorica.
Aunque unas galletas de vez en cuando no hacen daño.
Además está grasa aporta un sabor y una jugosidad que no nos da ninguna otra.

Ingredientes


  • 3 huevos
  • 150 gr. de azúcar
  • 150 gr. de manteca de cerdo
  • 500 gr. de harina
  • 1 sobre de levadura Royal
  • 2 cucharadas de anís
  • Ralladura de 1 limón

Preparación

Ponemos en un bol todos los ingredientes húmedos: la manteca blandita, el anís, la ralladura de limón, 2 huevos y una yema (reservamos la clara).
Batimos con varillas hasta que la mezcla sea homogénea. 
Tamizamos la harina con la levadura y vamos añadiendo en varias tandas.
Mezclamos hasta integrar completamente. Estará en su punto cuando no se pegue a las manos. 
Hacemos una bola con la masa, envolvemos con film y refrigeramos por lo menos media hora. 
Repartimos la masa en varios trozos para extenderla más fácilmente. 
Ponemos una parte de la masa entre dos papeles sulfurizados y extendemos con el rodillo hasta obtener el grosor deseado (mejor con rodillo que tenga límites de grosor para que salgan todas iguales).
Cortamos con un cortapastas de la forma y tamaño que más nos guste. 
Ponemos en una bandeja de horno forrada con papel sulfurizado, pintamos la superficie con la clara reservada batida levemente y espolvoreamos con una pizca de azúcar y unas laminas o cuadraditos de almendra.
Horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 15--17 minutos, hasta que los bordes estén levemente dorados. 
Ponemos sobresobr rejilla hasta que se enfríen totalmente.
Se conservan bien durante unos días en una lata o recipiente de cristal.




Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 11 de noviembre de 2019

Musaka vegetariana

La musaka es un plato originario de Oriente, pero la versión más popular es la griega.
Es un pastel de capas de carne y berenjenas, cubiertos de bechamel parecido a una lasaña.
Hoy he decidido hacer una versión vegetariana que ha quedado muy rica y sana.



Ingredientes


  • 2 berenjenas
  • 3 patatas
  • 700 gr. de champiñones
  • 1 cebolla
  • 3 cucharadas de tomate triturado
  • 2 dientes de ajo
  • Sal
  • Pimienta
  • Queso parmesano rallado
  • Queso rallado para gratinar

Para la bechamel

  • 50 gr. de harina
  • 500 ml. de leche a temperatura ambiente
  • 40 ml. de aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Nuez moscada molida

Preparación

Empezamos por preparar todas las capas que lleva nuestra musaka.
Cocemos las patatas con su piel, escurrimos y reservamos. Pelamos cuando enfríen.
Cortamos las berenjenas en rodajas de unos 4 milímetros (mejor con mandolina para que salgan todas iguales).  
Ponemos las rodajas de berenjena en una fuente de horno, salamos ligeramente, regamos con unas gotas de aceite y asamos, en horno precalentado a 200°, durante 20 minutos aproximadamente. Retiramos y reservamos.
Ponemos un chorrito de aceite en una sartén y rehogamos la cebolla y los ajos, todo muy picado, hasta que esté transparente.
Picamos los champiñones en trozos pequeños y añadimos a la sartén. Rehogamos durante unos minutos.
Añadimos el tomate triturado, salpimentamos y dejamos cocer el conjunto, a fuego medio, durante unos minutos hasta que se evapore el líquido. Reservamos.
Para hacer la bechamel tostamos ligeramente la harina en el aceite caliente. Agregamos la leche sin dejar de remover y a fuego lento para que no se haga grumos.
Añadimos la sal y media cucharadita de nuez moscada molida.
Cocemos durante unos minutos sin dejar de remover.
Si queda muy espesa podemos añadir algo más de leche.
Ahora ya podemos montar la musaka y empezamos por poner tres o cuatro cucharadas de bechamel en el fondo de una fuente de horno.
Encima una capa de berenjenas procurando cubrir todo el fondo.
A continuación la mitad de las patatas cortadas en rodajas finas y cubriendo las berenjenas. 
Ponemos encima de las patatas la mitad de los champiñones, espolvoreamos con queso parmesano rallado.
De nuevo otra capa de berenjenas, patatas, champiñones, queso rallado y terminamos con una capa de berenjenas.
Napamos con la bechamel y cubrimos con el queso rallado para gratinar. Horneamos, en horno precalentado a 190° y con el grill encendido, durante 
15-20 minutos hasta que la superficie este dorada. 
Retiramos y dejamos templar para que los sabores se asienten.



Un plato sabroso y práctico que podemos dejar montado el día anterior y hornear antes de servir.


Y una pizca de cariño
Xiana

miércoles, 30 de octubre de 2019

Galletas fáciles FELIZ SAMAIN

Unos sombreros de bruja, unas calabazas malencaradas, unos simpáticos fantasmas o una casa terrorífica y con todas estas galletas celebramos Samain, fiesta de origen celta que ha llegado hasta nuestros días y de la que deriva Halloween.
Son las típicas galletas de mantequilla, sencillas y fáciles a las que damos unas formas temáticas divertidas.




Ingredientes


  • 150 gr. de mantequilla en pomada (blandita)
  • 150 gr. de azúcar
  • 325 gr. de harina
  • 1 huevo
  • 2 cucharadas de aroma de vainilla
  • Una pizca de sal

Preparación

Lo primero, dejamos la mantequilla a temperatura ambiente para que tenga el punto de pomada.
Batimos en un bol la mantequilla blandita con el azúcar.
Cuando la mezcla este cremosa añadimos el huevo y la vainilla. 
Volvemos a mezclar hasta que la masa sea homogénea.
Añadimos la harina y la pizca de sal.
Mezclamos e integramos todos los ingredientes.
Hacemos una bola con la masa, envolvemos con film y refrigeramos durante al menos una hora. 
Pasado ese tiempo ponemos la masa entre dos papeles sulfurizados y estiramos con un rodillo procurando que quede uniforme (quedará perfecto con rodillo de topes). 
Cortamos con los moldes de figuras que nosotros queramos y ponemos en una bandeja de horno cubierta de papel sulfurizado.
Cuando no podamos cortar más galletas recogemos los trozos y volvemos a estirar, así hasta que no quede nada de masa. 
Horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 10-12 minutos.
Retiramos y dejamos enfriar sobre una rejilla.

Son unas galletas perfectas para hacer con niños y pasar un rato divertido.






Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 28 de octubre de 2019

Pollo a la siciliana

Un jugoso y sabroso pollo guisado con salsa para untar pan.
Hemos acompañado este guiso con pasta, pero podrían ser patatas o arroz y quedaría igualmente muy rico.


Ingredientes


  • 1 pollo troceado
  • 100 gr. de aceitunas negras sin hueso
  • 2 dientes de ajo
  • 200 gr. de tomates cherrys
  • 1 ramita de hinojo
  • 1 cucharada de alcaparras
  • 300 ml. de vino rosado
  • 300 ml. de agua
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta
  • Pasta corta para acompañar

Preparación

Calentamos un chorro de aceite de oliva que cubra el fondo de una cazuela baja. Añadimos los dientes de ajo y freímos durante 2 minutos. 
Agregamos el pollo troceado y sazonado con sal y pimienta, y doramos durante 2-3 minutos por cada lado a fuego medio.
Incorporamos los tomates cherrys partidos por la mitad, las aceitunas y las alcaparras.
Añadimos la ramita de hinojo.
Vertemos el vino y cocemos unos minutos hasta que se evapore el alcohol.
A continuación añadimos el agua.
Tapamos la cazuela y dejamos cocer a fuego medio durante 35-40 minutos, removiendo de vez en cuando.
Si se nos seca demasiado podemos añadir más agua.
Cocemos la pasta según la indicación del fabricante.
Servimos el pollo caliente acompañado de la pasta y un buen trozo de pan para la salsa.



Y una pizca de cariño
Xiana

martes, 22 de octubre de 2019

Bica de calabaza

Aunque el otoño es una estación gris y en cierto modo parece triste, nos regala unos olores y sabores inigualables, de castañas, de membrillos, de calabazas.
Y para mí la estrella es la calabaza, con ella celebramos la fiesta de Samain en todas sus formas.
Hoy tenemos un bizcocho típico de la gastronomía gallega y muy apropiado para celebrar estas fechas.


Ingredientes


  • 400 gr. de calabaza asada
  • 5 huevos XL
  • 400 gr. de azúcar
  • 200 gr. de mantequilla
  • 450 gr. de harina
  • 200 ml. de nata líquida 35% MG
  • 1 sobre de levadura Royal
  • Azúcar para espolvorear

Preparación

Previamente asamos, trituramos y reservamos la calabaza.
Semi-montamos la nata y reservamos.
Batimos los huevos con el azúcar hasta que blanqueen.
Añadimos la mantequilla derretida y fría, seguimos batiendo.
Incorporamos la nata y batimos solo lo necesario para que la mezcla sea homogénea.
Añadimos la calabaza triturada y removemos hasta que se integre bien.
Mezclamos la harina con la levadura, tamizamos y añadimos a la mezcla de huevos con movimientos envolventes.
Forramos un molde rectangular con papel sulfurizado y volcamos la mezcla.
Cubrimos la superficie con azúcar para que se forme una costra crujiente.
Horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 30-35 minutos, hasta que veamos que la superficie está dorada y crujiente.



Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 14 de octubre de 2019

Verdinas con gambones

Las verdinas son unas alubias delicadas y cremosas, que dan categoría a cualquier guiso. Estas son de Lourenzá, tierra de "fabas".
Hoy tenemos un guiso muy rico para empezar el otoño cuchareando.
La combinación de legumbres y marisco es siempre una delicia para el paladar.


Ingredientes


  • 300 gr. de verdinas
  • 500 gr. de gambones
  • 2 zanahorias
  • 1 pimiento rojo
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 1/2 cucharadita de pimentón dulce
  • 100 ml. de brandy
  • 200 ml. de agua
  • Aceite de oliva
  • Sal

Preparación

Ponemos las verdinas a remojo en agua fría 12 horas antes. 
Pelamos los gambones y reservamos las colas y las cabezas por separado. Calentamos en una cazuela un chorrito de aceite y rehogamos el diente de ajo y media cebolla picados.  
Cuando empiecen  a dorar añadimos las cabezas de los gambones y rehogamos unos minutos. 
Añadimos el brandy y cocemos a fuego fuerte durante 2-3 minutos, hasta que se evapore el alcohol.
Incorporamos el agua y la sal y cocemos durante 10 minutos más a fuego lento. Retiramos, colamos presionando las cabezas y reservamos el caldo.
En la olla a presión pondremos un chorro de aceite y sofreímos la otra media cebolla, las zanahorias y el pimiento picados menudos.
Añadimos las verdinas escurridas del remojo, añadimos el pimentón, mezclamos con cuidado de que no se queme, incorporamos el caldo reservado y rectificamos de sal si es necesario.
Si no cubrimos las legumbres con el caldo añadiremos agua hasta cubrir. Tapamos la olla y dejamos cocer durante 5 minutos desde que sale vapor. Cuando podamos abrimos la olla, añadimos las colas de los gambones reservadas y cocemos durante 5-6 minutos hasta que el marisco esté cocido. Retiramos y dejamos reposar durante unos minutos antes de servir.




Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 7 de octubre de 2019

Bizcocho de almendra y manzana

Un rico bizcocho que casi es una tarta.
Húmedo, jugoso y otra vez con fruta que hace los postres más ricos.


Ingredientes


  • 100 gr. de mantequilla
  • 225 gr. de azúcar
  • 3 huevos
  • 100 gr. de yogur griego natural
  • 150 gr. de harina
  • 60 gr. de almendra molida
  • 2 manzanas golden
  • 1 sobre de levadura Royal

Para la cobertura

  • Almendra laminada
  • Canela en polvo
  • Azúcar moreno

Preparación

Batimos la mantequilla blanda ( a temperatura ambiente) con el azúcar.
Añadimos los huevos de uno en uno integrando bien. 
Incorporamos el yogur griego y mezclamos. 
Mezclamos la harina con almendra molida y la levadura, añadimos y mezclamos hasta integrar. 
Pelamos las manzanas y cortamos en cuatro, cortamos cada cuarto en láminas  (mejor con una mandolina). 
Encamisamos un molde o forramos con papel sulfurizado. 
Volcamos en el molde la mitad de la masa y cubrimos con las láminas de manzana, espolvoreamos con canela y azúcar moreno al gusto. 
Cubrimos con la otra mitad de la masa, espolvoreamos con las láminas de almendra, canela y azúcar moreno. 
Horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 35-40 minutos, hasta que veamos la superficie dorada y al pincharlo con una brocheta salga seca. 
Dejamos templar, desmoldamos y esperamos a que se enfríe para disfrutar de este bizcocho casi tarta.



Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 16 de septiembre de 2019

Helado de dulce de leche

El dulce de leche es una de mis sabores preferidos y los helados son los postres que más me gustan.
Y si unimos los dos tenemos, según mi criterio, el postre perfecto.
Además es muy fácil y no necesitamos heladera.



Ingredientes


  • 200 ml. de nata 35%MG
  • 5 yogures griegos naturales sin azúcar
  • 390 gr. de dulce de leche

Preparación

Ponemos en un bol la nata, el yogur y el dulce de leche, mezclamos con la batidora hasta que la mezcla sea homogénea y todos los ingredientes  estén bien integrados.
Vertemos la mezcla en un recipiente metálico o de cristal y congelamos. Debemos acordarnos de sacar el helado del congelador unos minutos antes de consumirlo para que se ablande.
Yo lo paso al frigorífico cuando empezamos la comida, así cuando llegamos a los postres está con la textura perfecta.
Añadí al servir el helado almendra crocanti.



Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 9 de septiembre de 2019

Rape guisado

Un pescado que gusta a casi todos y más a los que no les entusiasma mucho el pescado porque este no tiene espinas.
De carne consistente y un poco seca le ponemos jugoso con una buena salsa o guisado como en este caso.

Ingredientes


  • 4 rodajas de rape
  • 2 tomates medianos
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 100 gr. de aceitunas negras sin hueso
  • 50 gr. de pepinillos en vinagre
  • 125 ml. de vino blanco
  • 125 ml. de agua o de caldo de pescado
  • Sal y pimienta
  • Aceite de oliva virgen extra

Preparación

Salpimentamos las rodajas de pescado y reservamos.
Calentamos en una cazuela 4 cucharadas de aceite y añadimos el ajo y la cebolla  picados finos. Rehogamos.
Pelamos los tomates, cortamos en dados y añadimos a la cazuela.
Cortamos las aceitunas a la mitad y los pepinillos en rodajas e incorporamos a la cazuela.
Salpimentamos y cocemos durante unos minutos.
Añadimos el vino blanco, damos un hervor y añadimos el agua o el caldo de pescado.
Ponemos el pescado en la cazuela procurando que la salsa lo cubra ligeramente.
Cocemos durante 10 minutos a fuego medio.
Retiramos y servimos caliente.
Y preparamos un buen pedazo de pan porque está salsa hay que untarla.




Si utilizamos caldo de pescado en lugar de agua no salpimentaremos antes para evitar que quede salado y probamos el conjunto al final.
Podemos hacer este guiso con cualquier otro pescado que tenga una carne consistente, por ejemplo atún o salmón.
Y una pizca de cariño
Xiana

miércoles, 4 de septiembre de 2019

Ensalada con pesegos (melocoton gallego)

Esta rica ensalada ni siquiera es una receta porque es tan sencilla y solo tiene tres ingredientes, pero nos gustó tanto que quería compartirla.
Se pueden utilizar otras frutas siempre que tengan un puntito ácido como estos pexegos qué son menos dulces que los melocotones.


Ingredientes


  • Lechuga Batavia 
  • Pesegos
  • Nueces peladas
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Vinagre de Modena
  • Sal


Preparación

No pongo cantidades porque van en función del número de comensales o de nuestro gusto, si queremos que predomine más un ingrediente u otro.
Ponemos en una fuente los ingredientes de forma ordenada para que quede bonito.
Salamos y aliñamos con aceite y vinagre.



En nuestra huerta este año tenemos una buena cosecha de estos melocotones gallegos  y tenemos que darles salida, ya sea en mermelada, ensalada, salsas y de todas las formas que se nos ocurran.



Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 2 de septiembre de 2019

Mermelada de moras silvestres

Qué os ha pasado como a mí y os habéis emocionado recogiendo moras para hacer la tarta, pero han sobrado muchas?
No pasa nada, haremos mermelada que disfrutaremos durante el invierno.
Una mermelada con sabor a campo que nos traerá recuerdos del verano y de los días soleados.
Y además es fácil, no se puede pedir más.


Ingredientes


  • 1 kg. de moras silvestres
  • 400 gr. de azúcar
  • 2 cucharadas de aroma de vainilla

Preparación

Lavamos las moras y ponemos una cazuela con el azúcar y la vainilla.
Cocemos a fuego medio durante 25-30 minutos, hasta que las moras estén blandas y todavía enteras.
Trituramos con la batidora, pero no del todo para que se noten los trozos de fruta.
Llenamos los frascos de cristal, previamente esterilizados y secos, hasta casi el borne.
Tapamos bien los frascos y ponemos en una cazuela cubiertos de agua.
Cocemos a fuego medio durante 20 minutos.
Dejamos enfriar dentro del agua para evitar que se rompan por el cambio brusco de temperatura.
Cuando estén fríos, secamos, etiquetamos y guardamos.
Si están bien cerrados duran hasta un año.





Y una pizca de cariño
Xisna

lunes, 26 de agosto de 2019

Galette de moras silvestres

¿Cómo va el verano? Yo disfrutando de ricuras como esta tarta.
Primero el placer de buscar las moras, después el horneado y al final saboreando este maravilloso postre con sabor a bosque.


Ingredientes

Para la base

  • 1 huevo
  • 150 gr. de mantequilla
  • 300 gr. de harina
  • 2 cucharadas de agua muy fría

Para la crema

  • 300 ml. de leche
  • 2 yemas
  • 1 cucharada de extracto de vainilla
  • 75 gr. de azúcar
  • 30 gr. de maicena o harina de maíz

Para el relleno

  • 500 gr. de moras silvestres
  • 2 cucharadas de azúcar
  • 1 cucharada de maicena o harina de maíz

Para la terminación

  • Azúcar glas

Preparación

Empezamos haciendo la masa de la base.
Ponemos la harina en un bol y añadimos la mantequilla fría en dados pequeños, la sal, el agua y el huevo batido. 
Mezclamos con la punta de los dedos hasta que tengamos una masa homogénea. Hacemos una bola, envolvemos con film y refrigeramos, por lo menos una hora. Yo lo dejé de un día para otro. 
Haremos la crema pastelera en el microondas en unos minutos. 
Ponemos todos los ingredientes de la crema en un bol apto para microondas y mezclamos con la batidora. 
Introducimos en el microondas y programamos 2 minutos, retiramos, revolvemos con varillas y de nuevo introducimos en microondas durante un minuto y medio. 
Repetimos la operación las veces que sean necesarias, mezclando con las varillas hasta obtener la textura deseada. 
Cubrimos con film, tocando la superficie de la crema y cuando se enfríe refrigeramos. 
Recuperamos la masa de la nevera y extendemos con un rodillo sobre un papel sulfurizado espolvoreado de harina. 
Recortamos los bordes para que queden uniformes. 
Pasamos la masa con el papel a una bandeja de horno. 
Cubrimos con la crema pastelera dejando libres los bordes que doblaremos hacia dentro. 
Mezclamos las moras con el azúcar y la harina. 
Añadimos la mezcla de moras repartiendo bien encima de toda la crema.
Yo añadí media docena de frambuesas y arándanos que me habían sobrado de otra preparación.
Plegamos los bordes hacia arriba. 
Pincelamos la masa de los bordes con agua y espolvoreamos con azúcar.  Horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 40-45 minutos, hasta que los bordes estén dorados. 
Retiramos, dejamos enfriar y espolvoreamos todo el pastel con azúcar glass.






En esta receta he usado harina de maíz en lugar de maicena y el resultado me ha gustado.
Podemos hacer esta tarta con otras frutas que nos gusten.
Preparé la masa y la crema el día anterior y así no tardé nada en montar la tarta.

Y una pizca de cariño
Xiana.

lunes, 8 de julio de 2019

Tarta clafoutis de queso y cerezas

Es tiempo de cerezas y como siempre aprovechamos la fruta de temporada para nuestra cocina.
Hoy tenemos una tarta clásica y sabrosa que acompañamos con una bola de helado.

Ingredientes


  • 500 gr. de cerezas
  • 4 huevos
  • 25 gr. de almendra molida
  • 50 gr. de harina
  • 100 gr. de azúcar
  • 150 gr. de queso Filadelfia
  • 350 ml. de leche 
  • 1 chorrito de ron dorado
  • Azúcar y mantequilla para el molde
  • Azúcar glas para espolvorear al servir

Preparación

Untamos un molde con mantequilla y espolvoreamos con azúcar. 
Lavamos las cerezas, quitamos el rabito y deshuesamos. 
Ponemos las cerezas repartidas por todo el molde. Reservamos. 
Batimos los huevos con el azúcar hasta que blanqueen y aumenten de volumen. Añadimos el queso, la leche y el ron. Batimos hasta incorporar. 
Mezclamos la harina con la harina de almendras y añadimos poco a poco hasta que la mezcla sea homogénea. 
Vertemos la masa en el molde teniendo cuidado de que las cerezas están repartidas por toda la superficie.
Horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 15 minutos, bajamos la temperatura a 170° y continuamos el horneado durante 35-40 minutos.
La superficie estara dorada y podemos comprobar el punto de cocción pinchando con una brocheta. 
Sacamos del horno y dejamos templar. 
Podemos tomar este postre frío o templado espolvoreado con azúcar glas y si lo acompañamos con una bola de helado, como en este caso, disfrutaremos de un postre exquisito.



Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 1 de julio de 2019

Tarta de chocolate blanco, papaya y melón

Aunque haga calor no debemos prescindir de un postre dulce y rico.
Esta es una tarta perfecta, no necesita horno, es fresquita, ligera y la fruta con gelatina aporta un contraste de texturas muy agradable.


Ingredientes

Para la base

  • 120 gr. de galletas
  • 60 gr. de mantequilla

Para el interior

  • 500 ml. de nata 35% MG
  • 180 gr. de chocolate blanco
  • 180 gr. de queso Filadelfia
  • 200 ml. de leche
  • 50 gr. de azúcar
  • 1 sobre y medio de polvos de cuajada

Para la cobertura

  • Papaya
  • Melón
  • 1 sobre de gelatina de piña Royal

Preparación

Derretimos la mantequilla, trituramos las galletas y mezclamos.
Forramos la base de un molde desmontable con papel sulfurizado y cubrimos con la mezcla de galletas presionando con el dorso de una cuchara. Refrigeramos.
Ponemos la nata en una cazuela con el azúcar y llevamos ebullición. 
Retiramos del fuego y añadimos el chocolate, dejamos reposar unos minutos y mezclamos con unas varillas hasta integrar.
Reservamos 50 ml. de leche para disolver la cuajada. 
Volvemos a poner la cazuela al fuego y añadimos el queso y la leche restante. Mezclamos con unas varillas hasta integrar y que la mezcla sea cremosa.
Cuando empiece a hervir añadimos la cuajada desleída en la leche reservada y removemos para mezclar bien hasta que la crema empiece a hervir de nuevo. Retiramos.
Recuperamos el molde refrigerado y cubrimos los laterales con unas tiras de papel sulfurizado (untamos el molde con mantequilla para que se queden pegadas). 
Vertemos la crema en el molde sobre el dorso de una cuchara para que no se haga un agujero en la base al caer en el mismo lugar.  
Dejamos templar y refrigeramos durante 3 ó 4 horas, pero mejor de un día para otro. 
Hacemos la cobertura cuando la crema se haya cuajado. 
Mezclamos el sobre de gelatina de piña con 400 ml. de agua ( no 500 ml.  como indica el fabricante) y seguimos las instrucciones del paquete. Reservamos.
Con un sacabolas hacemos bolas de la papaya y del melón. 
Ponemos las bolas de fruta encima de la tarta cuajada de forma ordenada y vertemos la gelatina refrigeramos de nuevo hasta que la gelatina cuaje, 3 ó 4 horas aproximadamente.
Sólo queda desmoldar y disfrutar está tarta.






Y una pizca de cariño
Xiana

lunes, 24 de junio de 2019

Pastel de pera y almendra sin gluten

Un pastel jugoso tierno y sin gluten.
Las peras hacen que el bizcocho esté húmedo, unido a la textura que dan las harinas de almendra y de maíz, obtenemos un resultado espectacular.



Ingredientes


  • 3 huevos
  • 200 gr. de almendra molida 
  • 200 gr. de harina de maíz
  • 1/2 sobre de levadura Royal
  • 200 gr. de mantequilla en pomada
  • 200 gr. de panela (o azúcar moreno)
  • Ralladura y zumo de 1 naranja
  • 2 peras
  • Azúcar glas para la cobertura

Preparación

Batimos la mantequilla con la panela hasta que la mezcla sea suave.
Añadimos la ralladura y el zumo, los huevos previamente batidos y la almendra molida. Batimos hasta integrar todos los ingredientes.
Agregamos la harina de maíz con la levadura y mezclamos hasta obtener una mezcla homogénea.
Forramos un molde con papel sulfurizado y volcamos la masa. Alisamos la superficie.
Cortamos las peras por la mitad desde el tallo y retiramos las semillas con un sacabolas.
Volvemos a cortar las peras muy finas verticalmente sin llegar al final para que la pera siga unida en el tallo.
Para colocar las peras en el molde debemos abrirlas ligeramente como un abanico y colocamos cubriendo  la superficie.
Horneamos, en horno precalentado a 180°, durante 40-45 minutos.
Comprobamos el punto de cocción pinchando con una brocheta.
Retiramos y dejamos enfriar antes de desmoldar.
En el momento de servir espolvoreamos con azúcar glas.
Podemos consumir este pastel frío, pero templado está exquisito.




Y una pizca de cariño
Xiana